Endavant! 1945 | Hemeroteca

Ruanda cierra sus fronteras terrestres con la RD Congo por la epidemia de ébola

La ciudad de Goma, principal nudo comercial y económico de la región congoleña de Kivu del Norte en la que viven más de un millón de personas, cuenta con numerosos puntos de control sanitarios en la lucha contra el ébola. EFE/ Patricia Martínez La ciudad de Goma, principal nudo comercial y económico de la región congoleña de Kivu del Norte en la que viven más de un millón de personas, cuenta con numerosos puntos de control sanitarios en la lucha contra el ébola. EFE/ Patricia Martínez

El Gobierno ruandés decidió hoy cerrar temporalmente sus fronteras terrestres con la República Democrática del Congo (RDC) a raíz de la detección de casos de ébola en la localidad congoleña de Goma, una urbe con más de un millón de habitantes que está situada a escasos metros de Ruanda.

"Sí, la frontera ha sido cerrada", confirmó a Efe Olivier Nduhungirehe, encargado de Asuntos Exteriores de Ruanda para la Comunidad Africana Oriental. El anuncio coincide con la confirmación hoy de un nuevo caso en Goma, el tercero, según informó el coordinador nacional de la respuesta contra el ébola de RDC, Aruna Abedi, al portal local congoleño 7SUR7.CD.

Los detalles de este tercer paciente aún no se han dado a conocer, pero el anuncio se produce justo el día en el que se cumple un año de la declaración oficial de este brote, que sigue avanzando sin control en el noreste congoleño. Además, en la ciudad de Goma y alrededores, hay 12 casos sospechosos que están a la espera de ser confirmados, según los últimos datos del Gobierno congoleño a fecha del 30 de julio.

El primer caso en Goma se confirmó a mediados de julio, con un pastor evangelista infectado que había viajado hasta la ciudad en autobús y que murió poco después mientras era trasladado a un centro de tratamiento. El segundo se conoció esta misma semana, otro hombre adulto que había viajado desde la zona minera de Ituri y falleció este miércoles.

Desde el Gobierno congoleño, el encargado sanitario en una de las fronteras de Goma, el doctor Dédé Ndungi Ndungi, confirmó a Efe que desde esta mañana Ruanda no deja pasar ni entrar a pasajeros o mercancías en ninguno de los dos pasos fronterizos que hay en la ciudad de Goma: el de turistas y coches, y el de pequeños comerciantes.

"Ruanda tiene miedo del ébola", dijo en una conversación telefónica, en la que también aseguro que su parte de la frontera sí sigue abierta y que ningún caso sospechoso ha intentando entrar a Ruanda. Más de 57.500 personas pasan cada día por los dos pasos terrestres que hay en Goma, "la pequeña frontera" y "la gran frontera", según datos de la Organización Internacional de Migraciones (OIM).

El presente brote en la RDC -décimo en la historia del país- ha causado ya 1.813 muertos entre 2.701 casos y se ha convertido en la segunda epidemia más grave del mundo, solo superada por la que atravesó África Occidental en 2014, con más de 11.000 fallecidos.

El brote está localizado en las provincias de Kivu del Norte e Ituri, fronterizas con Sudán del Sur, Uganda y Ruanda. El virus del Ébola se transmite a través del contacto directo con la sangre y los fluidos corporales contaminados, provoca fiebre hemorrágica y puede llegar a alcanzar una tasa de mortalidad del 90 % si no es tratado a tiempo.

T'ha interessat aquest contingut?

Subscriu-te al butlleti i rebràs la informació al teu correu electrònic
Política de privacitat
Banner 468 x 60 px